Páginas

Despierta la creatividad de tus trabajadores

Un buen líder no sólo se distingue por los resultados económicos que obtiene su equipo: para destacar, también debe ser capaz de motivar a los integrantes de su equipo y sacar lo mejor de ellos. ¿Te gustaría saber cómo se consigue?

Existe un ingrediente imprescindible para el buen funcionamiento de cualquier empresa: la creatividad, una característica que está presente, en mayor o menor medida, en cualquier profesional. Pero como si de un metal precioso se tratara, no siempre resulta fácil de extraer. Sin ir más lejos, según un estudio de la consultora de recolocación y detección del talento Lee Hecht Harrison, el 60% de los empleados tiene su talento dormido.

Aquí es donde el buen líder debe desplegar las habilidades necesarias para lograrlo. Para ayudarte en tu cometido, no te pierdas estos consejos:

Despierta la creatividad de tus trabajadores

Da tiempo libre al personal a tu cargo. ¿Sabías que Google concede a sus trabajadores un 20% del tiempo de su jornada laboral para que trabajen en otros proyectos ajenos a la empresa? La experiencia demuestra que esta vía de escape favorece que surjan otras ideas que, aunque inicialmente se aplican en otro campo, podrían extrapolarse al día a día de la compañía sin problemas.

El juego: un poderoso aliado. ¿Te has planteado por qué algunas empresas en las que se requiere mucha creatividad (por ejemplo, agencias de publicidad como McCann) es habitual ver salas de descanso con juegos, como dianas o futbolines? Esta forma de esparcimiento ayuda a romper el bloqueo mental propio de la jornada laboral, abriendo las puertas a la creatividad.

Involucra a tus empleados… y recompensa su ingenio. Un caso que ilustra esta recomendación es el de la sede irlandesa de la empresa de hardware HP, donde se anima a sus trabajadores a que propongan soluciones para ahorrar costes. A cambio, parte de ese ahorro va a parar a su bolsillo.

Sé todo oídos: ¡escucha a los tuyos! Haz ver a tus subordinados que tanto tú como la empresa cuentan con ellos. Motívalos a compartir sus ideas, sus proyectos: te aseguramos que te llevarás más de una gratísima sorpresa. De hecho, uno de los mayores incentivos consisten en sentirse parte de un proyecto y de sus resultados.

Aparcar el miedo al fracaso. Seguro que has oído alguna vez que Thomas Alba Edison realizó cerca de 10.000 intentos fallidos antes de inventar la bombilla incandescente. Que una idea se vaya al traste a las primeras de cambio no implica necesariamente que sea mala: sencillamente, es posible que haya que pulir los detalles de su ejecución. Transmítelo así a tus empleados.


De todos modos, sacar a relucir el talento de un equipo de trabajo no siempre es fácil. De ahí que cada vez sean más los másters y programas de posgrado que ayudan a sus participantes a potenciar estas destrezas. Si estás pensando en cursar uno, éste puede ser un factor importante a la hora de tomar tu decisión final.


¿Te gustó este artículo? ¡Compártelo!

Información publicada en: http://www.quecursar.com/

Una gran oportunidad de empleo te puede estar buscando en empleos.eluniversal.com ... no la dejes pasar!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada